1 dic. 2010

Solo para nosotras



Nuestras queridas penejotas:

Un par de veces al año, nuestros pejotas se reúnen con (sí, habéis acertado) otros pejotas (endogamia rolera) en algo que llamamos Aldea, que viene siendo casi 24 horas de un no parar de rol, juegos de mesa, charlas sobre sistemas de juego y novedades… Al menos esa era la idea inicial… después de varios encuentros, realmente acuden a ver a sus amigos, y, como no podía ser de otra manera, dado que ahora también son nuestros amigos, siempre acudimos allí las penejotas prestas ¡prestísimas!

Siendo que en el primer encuentro nos debimos mostrar muy tímidas (o prudentes) uno de los pejotas tuvo a bien preparar una partida sólo para nosotras, o lo que se bautizó desde entonces como Only For Women: un (insensato) master, 4 o 5 o 6 (estupendas) mujeres (no todas jugadoras habituales) y toda una aventura por delante.

Sin duda en un primer momento nos tomamos esto como un gesto de buena voluntad y con el ánimo de introducirnos más de lleno en el verdadero mundo del rolero medio.


Pues bien, la primera partida propuesta, fue de Elric. Sea que nos meten a todas en un barco, con un tipo que por lo visto hacía uso y disfrute de cada una a su antojo en orgias de vicio y desenfreno sin fin.

Aquí el master se vio imbuido de la cantidad de hormona femenina que flotaba en el ambiente, pero obvió algunos detalles sin importancia. Y es que las mujeres somos malas, y en compañía de otras mujeres… somos peor.

No recordamos bien qué personajes llevábamos cada una (no esperaríais que nos guardásemos la ficha en la cartera, como aquel del que os hablamos hace poco) pero sí que éramos pérfidas de base. Pero todavía nos hicimos peores: nuestro plan, el plan secreto de cada una, era ir matando al resto de personajas para quedarnos solas con el trono de Melniboné que pensábamos tomar a la fuerza. Creemos recordar que matamos entre todas al tipo del barco y entonces el master soltó la bomba: “una de vosotras está embarazada” a lo que la Sra. V respondió: “pues tiramos por predictor”. Pero no, no había tiradas de predictor en ese sistema. ¡Qué incompleto! El caso es queel master, en un momento dado en el que nos despistamos, nos mató a todas. Una detrás de otra. Sin tirar ni nada. “Ahogada, ahogada, ahogada, decapitada, decapitada” Y para qué queremos más. Eso no se le hace a una penejota. Empiezan a gritarle. Le siguen gritando. Le gritan un poquito más y lo que empezó siendo Only for Women, termina con un “Nadie dijo que fuera fácil”. Añadir la sorprendente poca solidaridad pejotil, ya que el resto de pejotas se reía agazapado, junticos y en la otra punta de la habitación no fuera que a alguno le salpicase. Podemos afirmar sin temor a equivocarnos que ante la penejota el pejota sí está solo. Este pejota estaba destinado a perecer sin saberlo.


Superadas tan prematuras y dramáticas, a la par que injustas, muertes, llega el segundo OFW. El valiente master nos pregunta si hemos visto la serie Firefly. Pues no, no la hemos visto (y a tenor de la cancelación fulminante que sufrió, solo él la había visto) Como mucho a peli, Serenity. Al no haberla visto, basará la partida en uno de los capítulos de la serie.

La Sra. B, encantada, interpretará al atractivo capitán, y la Sra V. a la atractiva inquilina de dudosa reputación de la nave. Y comienza la partida con una estupenda pelea de bar. El sistema era sencillito (o eso nos pareció, a pesar de que el libro estaba en inglés) y nos encontrábamos en nuestra salsa, divirtiéndonos y aprendiendo palabros como “metagame” (dicho con rintintín porque sí, también hay protrofrikis entre nosotras) cuando de pronto ¡dejamos de jugar! Y lo peor ¡nunca más se supo! Fue nuestro primer y traumático rolus interruptus. Eso tampoco se le hace a una penejota. Así que desde aquí te instamos, oh master, que ostentas el dudoso honor de dejarnos a medias, a qué termines lo que empezaste. Hemos dicho.


De partidas a medias, a interminables sesiones: llegamos al tercero de los OFW. No pretendáis, queridos, tenernos más de dos sesiones jugando (o más de 5 horas, si lo preferís). Partida de Mutants and Masterminds con un grupo de superheroinas muy verracas pero divinas a la par. Demostramos (y tanto que sí) que no hacen falta dados. Como el master se despistara, ya habíamos resuelto 4 o 5 acciones del tirón nosotras solas (siempre a nuestro favor, claro). Y que no se molestara en preparar una némesis con su ficha, sus características, su descripción perfecta y su nombre, para nosotras, desde el momento en que la vimos, era “la zorra” y con “la zorra” se quedó para los restos. Todas llevábamos una especie de Super-Busca-Mega-Localizador y de pronto el master nos dice que se nos ha encendido a todas a la vez una luz roja en el aparato. “Ostras, la regla” Exclama la Sra B. haciendo del OFW un auténtico OFW.

Al durar tantas sesiones (recordemos, eso no se le hace a una penejota), algunas jugadoras se retiraron, dando paso a las vaginas alternativas, o pejotas que se prestaron a acompañarnos. Es muy curioso ver a un hombre interpretar un personaje femenino que antes jugaba una mujer como cree que ella lo haría. ¿De verdad nos veis así? En cualquier caso, lo de incluir vaginas alternativas dio mucha gracia al asunto y no será esta la última vez que nos topemos con ellos/as.


Por cuarta vez nos reunimos en nuestro particular aquelarre, esta vez para interpretar a una aguerridas aunque un tanto peludas, furias negras. La cosa prometía: unas amazonas que se pueden convertir en lobo y ¡encima entrar en crinos!, en la Grecia mitológica. En ningún momento perdimos la esperanza de encontrarnos con un Ares como el que se beneficiaba Xena, pero nada más lejos. Empiezan las complicaciones: que si tirar chorrocientos dados, que si teníamos la posibilidad de ir a la umbra (o de caernos en ella, ese concepto no nos quedó muy claro) y para colmo, de nuevo la partida se alarga y cuando creemos llegar al final, el master (sin despeinarse el tío y sin perder la sonrisa, la verdad sea dicha) va y nos saca una hidra!!! Como ya llevábamos aprendido lo el metagame gracias a la protofriki de turno, venga a flechazos y zarpazos con la bicha y claro, cabeza que le cortabas, más que le salían, y eso sí que no se le hace a una penejota agotada. Por un momento, hasta nos planteamos el suicidio de las personajas en los ríos de lava que nos rodeaban… Pero finalmente, muy finalmente, vencimos ¡Estaría bueno!


El último OFW despertó mucha expectativa, ya que íbamos a estrenarnos con El rastro de Chtulhu, interpretando, además, profesoras de la época en una escuela de señoritas y a un cura, a lo padre Karras (y su pelazo), reconvertido en jardinero. La partida iba bien (no tiramos ni un dado), demasiado rápido incluso, tanto que el director de juego pasaba página tras página, intentando situarse, de todo lo que nos estábamos saltando. Veamos, ilustres autores de aventuras: si hay un trastero misterioso, ¿dónde vamos a terminar? Pues en el trastero misterioso. Ah! ¿Que además hay un sótano? Pues al sótano de cabeza. ¡Sobra la mitad del módulo! Y mientras tanto el máster venga a pasar páginas (juraríamos que a veces también volvía atrás). La buena Sra. V interpretaba al padre Karras, que a lo pájaro espino, pretendía beneficiarse a una de las profesoras antes de que el horror cósmico se cerniera sobre ellas. Pero ay! de pronto la jugadora objetivo se retira y hace su entrada un vagina alternativa que dejó la libido del pobre cura enterrada más abajo que allí donde descansan los primigénitos (o primigenios, o cómo sea). La partida termina con algunas de nosotras entrando en una cueva y encontrándonos con vaya usted a saber qué ente que, sin posibilidad de defendernos, nos lleva a una desesperación tal (y tan incomprensible), que el OFW terminó siendo el WTF. Todavía no tenemos claro si morimos nosotras, o toda la humanidad, o si aun están allí los personajes recreándose en el espanto puro y preguntándose para qué habían llevado pistola. Eso, claro está, tampoco se le hace a una penejota.


La verdad, después de todo, es que nos lo hemos pasado muy bien (gracias a todos) y hemos aprendido mucho sobre el rol, principalmente lo que no queremos:


- No nos gusta que nos maten pronto. Vamos que no nos maten y punto.

- No nos gusta que nos dejen con ganas (¿y aquién sí?)

- Nos motivan las némesis femeninas más guapas y más chulas que nosotras, eso aumenta exponencialmente nuestra violencia que focalizamos hacia ese objetivo común. Vamos que nos une mucho. (“Zorra” de nuestras entretelas, no te olvidaremos). Eso sí, siempre y cuando no les salgan dos cabezas al cortarle una.

- Los sistemas no satisfacen por completo nuestras necesidades y los dados, por lo tanto, son prácticamente innecesarios.

- Las cosmogonías lovecraftianas no están hechas para nosotras (y no pasa nada si dices Astur tres veces)

- Nos no gustan las partidas larguísimas, pero tampoco las cortitas. Por lo que concluimos que en el rol el tamaño sí que importa.


Siempre que dirijáis a penejotas

Guardaros muy mucho de llevarles la contraria

Recordad tener presentes y atender sus necesidades

Incluso aunque os parezcan descabelladas (porque nunca lo son).


23 comentarios:

  1. Dioooossss... "pues tiramos por predictor" XD

    Y el último mensaje escondido, snif, snif, me he emocionado, sois las mejores.

    Si no fuera porque no tengo tiempo, os dirigiría una partida de lo que fuera, sin dados, sin muertes, con el tamaño justo. Hasta con chocolate.

    Y, por supuesto, con una zorra como enemiga. Que coño, ¡con un zorrón!

    ResponderEliminar
  2. Pues para ser penejotas, vuestros insultos (previos) y gritos de placer (posteriores) al encontrar la forma de matar al Big Boss resultaron de lo más pejotiles ;)

    Y coñas aparte, siempre he dicho y diré que ese OFW fue una de las mejores partidas que he tenido el placer de llevar ^^

    ResponderEliminar
  3. ¡Lo de "Tiro por Predictor" fue grandioso! ¡Alguien lo debe esculpir en mármol para que pase a los anales de la Historia! ^^

    ResponderEliminar
  4. Hola!

    Oye oye a defensa de la vagina alternativa que te bajó la líbido al inframundo diré que siguió los dictámenes de la vagina original a la hora de interpretación..
    Vagina alternativa, te destierro toda culpa, he dicho.

    Que raro ésto de hablarse en tercera persona.. xD

    ResponderEliminar
  5. Yo disfruté mucho con la partida de Cthulu, aunque como soy más PJ que PNJ, tampoco puedo hablar con propiedad... Y recuerdo cierto momento en que mi personaje, el pendenciero Jayne, agarraba por la cintura a la ligera de cascos Sra. V. y la llevaba fuera de la refriega con un chascarrillo del estilo "bonita, lo tuyo es abrirte de piernas, no romperlas".

    Penejotas, ¿os váis a animar a la partida Only For Ladies? ¡Sin combates! (más que nada, porque esa parte del libro me la he saltado a la torera)¡Con una ti parti como Cazulju manda!

    ResponderEliminar
  6. Ah, que se me olvidaba, ¡y sin dados!

    Talban, te lo digo en serio: hasta que jugue las furias negras, creía que las chanzas sobre carretadas de dados de diez eran eso, chanzas. Tú abriste mis ojos...

    ResponderEliminar
  7. Jajaja,

    Muy bueno. Miedito da... bueno, no, miedito, sino afán de superación. Habrá que arbitar un OFW un año de estos XD

    PD: Aunque supongo que para que fuera un OFW de verdad, un día de estos tendría que arbitrar una mujer también... ¿no? Después de ver a Lucía llevar a Evans en la Heracles seguro que está a la altura :D

    ResponderEliminar
  8. @Carlos: Muertes puede haber, siempre que mueran otros. Sobre todo otras. (Ese zorrón que no pase hambre!!!)

    @Talban: Gritos de placer? Eran de exasperación. Exasperación triunfante, eso sí!!! :) Para nosotras también fue un placer probarte ;P

    @Shosuro y @Dairkan: Anda Merce, dile que estabas casi en el bote!!!! Dairkan, te hiciste la dura con el pobre padre Karras, no hay excusas que valgan. Aunque eso es muy de época, la verdad... Y sigo contigo Dairkan y te hago una petición formal: la primera partida que dirijas en la Aldea debe ser la nuestra.

    @Lucía: Yo también me divertí en El rastro, pero, en serio, WTF nos pasó al final? En cuanto al resto, SI a todo.

    ResponderEliminar
  9. ¡A eso venía yo, a defender mi casquivanía y ligereza de cascos ante el melenón que lucía (no confundir con Erierd) el padre Karras! No sé por qué los jugadores (masculinos, se entiende) que llevan PJs femeninos se vuelven de un frígido y de un célibe que es digno de estudio (el caso de Tecnócrata en concreto es pa' echarle de comer aparte). :P

    ResponderEliminar
  10. miedo me daría a mi arbitrar un OFW de esos...

    jaja...muy útil la información ...y la referencia oculta al grupo irredento me asusta también..

    saludos pnjs !

    ResponderEliminar
  11. Creo que deberíais grabar el próximo OFW y luego pasarlo para que todos lo pudiéramos ver y reirnos!!

    Sobre todo a los del código secreto XD!!

    F&H

    PD: Veo que hace menos de un mes de la anterior entrada, ¿eso no significará algo, verdad? ;)

    ResponderEliminar
  12. Este articulo reafirma esa gran frase... "nadie dijo que fuera facil", de hecho, confirma que es dificil. XDD

    Eso si, lo que nos reimos (todos, incluidas vosotras), que no nos lo quite nadie... ;P

    ResponderEliminar
  13. @Shosuro: ¿Tendrá algo que ver aquello de Edipo en el celibato autoimpuesto de los vaginas alternativas? ¿se autoconvierten en vaginas castrantes de forma inconsciente? Estudiaremos el caso... muy interesante!!!

    @Bester: Si te decidieras a arbitrar una, sigue las instrucciones de uso y consulta con tu farmaceútica.

    @Jon Nieve: Verlo, reiros y aprender, siempre aprender. Que haga menos de un mes significa que nos vamos a pasar todas las navidades sin acercarnos a un teclado!!! (o no, ya veremos...)

    @Tigre Blanco: Dificilísimo, dificilísimo!!! Nos reimos mucho sí, pero esta entrada está escrita, como te habrás dado cuenta, desde el rigor y la seriedad absoluta :D

    ResponderEliminar
  14. Jajjajaj! Que post más bueno :P que envidía me dan vuestras partidas de Only For Women >_< yo también quiero T_T

    ResponderEliminar
  15. Pues ya escribistéis un artículo al respecto de la interpretación masculina de un pejota fémino y decíais precisamente lo contrario.. ejem ejem..

    ResponderEliminar
  16. PD: Consíganse un Director de juego decente o anímense a dirigir. Si los sistemas de juego no las satisfacen, busquen otros, experimenten...

    Y por cierto... no hay diferencias entre "PJs" y PNJs", como los/nos llaman ustedes. Eso suena a "guerrita de sexos de entrecasa" :P
    Hay experiencias de juego que se buscan y juegos que las satisfacen mejor o peor.

    :)

    ResponderEliminar
  17. ¡Pero que arte que tenéis muchachas!jeje. Ha sido un texto sencillamente genial, jamás había concebido que una partida OFW fuese así de geniales con esos momentazos, y eso que tengo algunas colegas penejotas, pero guardan bien esos secretos. ¡Bien por vosotras!, gracias a éste artículo ya conocemos un poco mas los entresijos del mundillo rolero femenino.

    Si no os parece mal, creo que reseñaré este artículo en mi Choza, para que mis jugadores y allegados comiencen a abrir los ojos.

    ¡Un saludo y a seguir así!

    ResponderEliminar
  18. Edito: Sospechosa esa última consigna...SGRI...estáis hasta en la sopa.jajajaja.

    ResponderEliminar
  19. Recuerdo haber dirigido una mini-campaña (4 sesiones) a un grupo de jugadoras.

    El juego, nunca más apropiado, fue Paranoia. La partida estaba hecha sin que yo hiciera nada: "¿Se nos alienta a hostigarnos, espiarnos y zorrearnos? ¡Eso es lo nuestro!" decían ellas. Y la verdad es que ha sido el mejor grupo de Paranoia con el que he jugado.

    ResponderEliminar
  20. jaja, que buen post.
    aunque llego a creer (por el post) que no tienen mucha experiencia en juegos de rol, aun asi, seria interesante mastereales a todas uds. lamentable que estemos tan lejos. saludos.

    ResponderEliminar
  21. Hola!!
    Permiteme presentarme soy Melannie, administradora de un directorio de blogs, visité tu sitio y está genial, me encantaría poner un link de tu blog en mi sitio web y por mi parte te pediría un enlace hacia mi web y asi beneficiar ambas webs con más visitas.
    Si estas de acuerdo no dudes en escribirme a melannieagurto@gmail.com

    Éxitos con tu blog.
    Un Saludo
    Melannie.

    ResponderEliminar
  22. Tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs. Por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos con mas visitas.

    me respondes a munekitacat19@hotmail.com

    besoss

    Catherine

    ResponderEliminar
  23. Queridas PNJs, os habla una PJ encantada de haber encontrado este blog y después de haber disfrutado infinitamente de su lectura y de un ratito de risa que me habéis regalado ^^

    No encontre forma alguna de ponerme en contacto con vosotras por medios privados, pero igualmente me gustaría poder mantener una charla con cualquiera de las organizadoras del Blog por ello os dejo mi mail: elenasmayoral@gmail.com

    Igualmente gracias por ser tan geniales ^^

    Saludos :)

    ResponderEliminar